RESUMEN DE LA SITUACIÓN ECONÓMICA ACTUAL DEL AYUNTAMIENTO DE ABANILLA

La situación económica actual de nuestro Consistorio

1.- El ejercicio presupuestario correspondiente al año 2008 en el ayuntamiento de Abanilla finalizó con un remanente negativo de tesorería, es decir de números rojos, de 2.812.068,70 euros. Al ser muchos los municipios que estaban en esta delicada situación, el Gobierno de España aprobó el Real Decreto 5/2009, de 24 de abril, que les permitiría obtener préstamos con aval oficial para el pago a los proveedores del municipio y sanear sus deudas, siendo el importe máximo del préstamo la cantidad negativa con que se había cerrado el presupuesto de 2008.

2.- El 27 de julio de 2009 el Pleno municipal aprueba una operación de endeudamiento acogiéndose al citado Real Decreto 5/2009, de 24 de abril, de medidas extraordinarias y urgentes para facilitar a las entidades locales el saneamiento de deudas pendientes y así acabar con el saldo negativo en su contabilidad. Hay que decir que el Interventor municipal emitió un informe favorable al endeudamiento.  En resumen la operación consistió en pedir un préstamo a Cajamurcia de 2.800.000 euros para financiar la deuda con estas condiciones:

— Tipo de interés: variable.

— Comisiones:

  • De apertura: 0,25%
  • De amortización anticipada: 0%
  • De cancelación de préstamo: 0%
  • Plazo: 6 años (6 años + 1 de carencia).
  • Disposición: [plena a la firma de la póliza].

— Tipo de referencia: Euribor anual.

— Diferencial sobre la referencia: 2 puntos.

— Revisión: anual.

— Cuotas: constantes de amortización más intereses.

— Plazos de pago: cuotas mensuales (amortización más intereses).

En el debate plenario el portavoz del PP dijo entre otras cosas que constan en acta:

  • No se ha pensado en modificar las ordenanzas ni en subir las tasas e impuestos.
  • El esfuerzo será pedir a las entidades públicas las máximas subvenciones posibles.
  • Se fomentará la participación de empresas y particulares en actividades especialmente de índole social, cultural y deportivo.
  • Se racionalizarán los recursos humanos con una correcta distribución de los mismos.
  • Se reducirán las contrataciones laborales a lo estrictamente necesario.
  • Se reducirán los gastos, sobre todo de festejos, protocolo y subvenciones.
  • Se estudiará la organización y el funcionamiento de los servicios municipales a fin de determinar su gestión al menor coste.

3.- El 12 de noviembre de 2009 se celebra Pleno de la Corporación donde entre otras cuestiones, se aprueba la creación de dos tasas, la de entrada de vehículos a través de aceras y vías públicas (los vados), y la que regula la retirada de los vehículos de la vía pública; se recuerda que en el Pleno de 27-07-09 el PP dijo que no iba a tocar ninguna ordenanza, y como se observa crean dos con el objetivo de RECAUDAR.

4.- En el Pleno del lunes 17 de mayo de 2010, el Interventor presenta un informe económico sobre el desarrollo del Plan y su grado de cumplimiento, porque así lo ordena el Real Decreto 5/2009, en donde se ve que entre los datos que preparó la Intervención municipal como previsibles cuando se pidió el préstamo y los realmente ejecutados, hay un saldo negativo. De nuevo aparece en la contabilidad final del año 2009 un remanente de tesorería negativo que es de – 2.112.472,84 euros, es decir, que después de pagar la deuda volvemos a estar endeudados.

Además el Interventor municipal da unos datos de las pólizas que tiene contratadas el Ayuntamiento, que en total suman 741.000 euros y que se supone que están consumidas, aunque el informe no lo dice. Si a esa cantidad se le suman los 2.800.000 euros del préstamo y otras cantidades que se adeudan a entidades bancarias  por préstamos de años anteriores, podemos afirmar que la deuda con entidades bancarias estará sobre los 3.800.000 euros, sin poderlo afirmar con exactitud por carecer de más datos. La duda que no está aclarada es si a esta última cantidad hay que sumarle además el remanente negativo de 2009, lo cual sería de escándalo.

Esto quiere decir varias cosas:

  1. a)   Empieza fallando el Plan de Saneamiento desde su primer año y segundo años, y aún faltan 5 más.
  2. b)  Al haber un remanente negativo, el Real Decreto 5/2009 prohíbe que para el año 2010 se pidan préstamos para realizar nuevas inversiones. Y de seguir así no podrá pedirlos en los próximos seis años.
  3. c)   Es urgente que se reduzcan los capítulos de gastos del presupuesto, ya que este ayuntamiento no tiene posibilidad de aumentar los ingresos (no tenemos canteras, no se prevén ingresos extraordinarios ni otras cosas por el estilo), y tampoco se prevé que aumenten las licencias de obras ni se desarrollen los convenios urbanísticos.
  4. d)   La situación económica municipal es muy delicada, pues los ingresos normales dan para pagar las nóminas de los trabajadores y poco más. La recaudación en el año 2009 ha sido de 3.600.000 euros, y solo en personal ya se pagan anualmente unos 2.800.000 euros.
  5. e)   En el pleno de 17 de enero 2011 se dan de BAJA “Derechos pendientes de cobro”por duplicidad, errores aritméticos, errores de contraídos, prescripción de derechos y otros por un importe de 178.587,67 €.

BAJA de contraídos de “Obligaciones pendiente de pago” por los mismos conceptos, por un importe de  2.171.364 €. Totalmente surrealista, y lo más increíble es que no han sido enviados al Tribunal de Cuentas.

  1. f)   El ayuntamiento de Abanilla no podrá invertir nada en los próximos años de sus propios fondos porque no existen, ni puede pedir más préstamos para inversiones porque se lo prohíbe el Real Decreto 5/2009, al menos mientras tenga remanente negativo de tesorería.
  2. g)   La liquidación presupuestaria del año 2010, asciende de nuevo a un Remanente negativo de 1.980.777,07€. Con lo cuál Suma y Sigue.
  3. h)   Tampoco podremos vender ninguna propiedad municipal, porque está TODO vendido, no nos queda ni un metro cuadrado de terreno. (Algo en el polígono industrial)

CONCLUSIÓN.-

A juicio de IUMA, se debe estudiar a fondo la liquidación del presupuesto del año 2010 que está en vigor y tener prevista una alternativa de reducción del gasto público para el 2011, ya que de seguir ingresando poco y gastando mucho el resultado puede ser dramático, aunque aquí ya no podemos hacer mucho.

Hay que estudiar el capítulo II de gastos corrientes y ver donde se mete la tijera; ya sabemos que el segundo informe de evaluación anual tampoco ha superado las perspectivas y que en breve nos entregaran los presupuestos de 2011 y también la liquidación de la cuenta general de 2010. Dicho sea de paso los Presupuestos de 2011 nos los tenían que haber entregado antes del 31 diciembre de 2010, según marca la Ley, y estamos en septiembre y sin los presupuestos de 2011.

Nos encontraremos con un puzzle numérico a toro pasado, que no seremos capaces de poner en solfa porque todo estará hecho, pero nada sorprendente porque es una costumbre en el Gobierno del PP, así que nos encontraremos con:

  1. Liquidación de los presupuestos del 2010
  2. Liquidación de la cuenta general 2010.
  3. Aprobación de los presupuestos 2011 (a cuatro meses de terminar el año).
  4. Y, si se atienen a Ley, los presupuestos de 2012 antes del 31 de diciembre de 2011.

Con toda esta amalgama no nos extraña que no sepa ni Perry, cuál es la situación real de nuestro consistorio. Hay un dicho que dice: «A mar revuelto, ganancia de pescadores»; y así está nuestra gestión municipal: hecha un «revueltijo».

El PP se ha comprometido a no subir impuestos ni crear ordenanzas, aunque lo ha incumplido ya, no sabemos hasta dónde puede llegar, porque RECAUDAR hay que RECAUDAR, ya que los ingresos son mínimos y los GASTOS muchos. ¿A quién le tocará pagar las consecuencias de una pésima gestión municipal, fruto del vilipendio y del despilfarro? No hay que ser visionario para saberlo.

Lunes, 26 Septiembre 2011 

Ni nada nuevo, ni nada bello

La situación económica del Ayuntamiento de Abanilla, una vez conocidos los datos aportados por los dirigentes del PP en el último Pleno, celebrado el pasado día 19 de septiembre, no arroja ni nada nuevo ni nada bello. IUMA no quería perder la esperanza en que se iluminasen las sombras de nuestra economía municipal y por el contrario nos encontramos con una situación borrascosa cuya evolución es difícilmente predecible.

La liquidación de la cuenta general de 2.010 nos deja más de lo mismo, es decir un remanente negativo, en este caso de 1.980.770,07 €.

En el capítulo de gastos, solamente al de personal destinaron casi el 40 % de un presupuesto de 6.801.612,19 €, o sea, 2.709.732,18 €. Las obligaciones pendientes de pago a la Seguridad Social  importan 486.257 €. Respecto al suministro de energía eléctrica se reconocen unas obligaciones de 677.949,01 €, pero tras la liquidación del ejercicio 2010 aún se adeudan 340.946 €. Del servicio de recogida de residuos sólidos urbanos se deben 173.297 €.

Y así sucesivamente, una partida tras otra, con el agravante que suponen los intereses de préstamos y pólizas con las que funciona el Ayuntamiento. Hemos pagado en este apartado 268.416,60 €; solo de intereses, 121.000 €; el resto, de amortizaciones.

A proveedores se adeudan más de 3.000.000 €.

En relación a los ingresos, por el IBI rústico y urbano se han dejado de ingresar 356.443,97 €. ¿Quién no paga la Contribución? Por el arrendamiento de algunas instalaciones municipales gestionadas por particulares, la cifra es irrisoria. El Centro Cultural de Macisvenda paga 210 € al año; en otros casos, como el Centro Social de Barinas, el Club de Pensionistas de Abanilla, el Centro Social del Cantón, el de los Martínez, la Piscina de Barinas, el quiosco de La Ermita de Abanilla , la cantina del campo de fútbol… ,¿por qué extraña razón no se ingresan en las arcas municipales los arrendamientos de éstas dependencias?  Y para más inri, las adjudicaciones se eternizan y, al final, parece que las hayan heredado. Pero la pregunta sería ¿cómo se han adjudicado dichas dependencias?

El 2º informe de Evaluación Anual del Plan de Saneamiento (R.D.-Ley 5/2009) es negativo; es decir, el informe económico no es sostenible, ya que arroja un déficit de 1.323.051,84 €. Y no lo cumple por segundo año consecutivo.

La Ley de Estabilidad Presupuestaria del año 2001 nos dice que los presupuestos de las administraciones públicas deben confeccionarse con igualdad de ingresos y gastos (de ahí lo de estabilidad), o bien con superávit, pero no con números rojos. Ahora bien, después de hacer los ajustes pertinentes por parte del interventor, resulta que nos faltan 1.234.318,25 € para conseguir la estabilidad presupuestaria. Y, cuando ocurre esto, la Ley de Estabilidad Presupuestaria dice exactamente sobre los ayuntamientos que presenten déficit, como es el caso de Abanilla, que “vendrán obligados” a la aprobación por el Pleno que en el plazo de tres meses desde la aprobación o liquidación del Presupuesto o aprobación de la Cuenta General en situación de desequilibrio, de un plan económico-financiero de reequilibrio a un plazo máximo de tres años. Y es ahora y aquí cuando viene lo bueno, ya que para subsanar el incumplimiento reiterado del plan, y ante el improbable aumento de ingresos, hay que redactar otro plan para tomar medidas, no descartándose la posibilidad de modificar las ordenanzas para poder recaudar, ya que  préstamos no permite el Decreto.

Pero lo curioso y sorprendente del asunto es que hayan prorrogado los presupuestos, estando  en vigor todavía los de 2010. Esto es totalmente legal, pero normalmente se hace cuando el partido gobernante no tienen mayoría absoluta y tiene que buscar apoyos; no siendo éste el caso de Abanilla. ¿Qué está ocurriendo entonces? ¿Qué sentido tiene esta prórroga? ¿No será que no tienen capacidad alguna para gestionar los recursos públicos? ¿Podemos  pensar que algo gordo se oculta?

Resumiendo, se emiten tres informes: Liquidación Presupuestaria de 2010, Informe de Evaluación Anual y el de Estabilidad Presupuestaria, todos con un balance negativo. Se pueden redactar muchos Planes de Medidas (los informes recomiendan al menos dos, que no están elaborados) pero para Mª Dolores Saurín, portavoz municipal de IUMA, la solución al problema pasa por meter la tijera en el Gasto Corriente antes que planificar la merma de los bolsillos de los vecinos «que están más tiesos que la mojama». ¿Por qué no lo hace el Alcalde? Lo cierto y verdad es que, cuando un Ayuntamiento llega a estos límites, es cuando se demuestra, como dijo nuestra portavoz, «el fracaso absoluto de los políticos y de la propia política en sí». Y como también expresó, «sobran muchos políticos y faltan gestores».

Sígueme en

Autor entrada: partidoiuma

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *